top of page

Poemas de Mireya Goñi (Cuba).


La poeta cubana Mireya Goñi (La Habana, 1966). Licenciada en Letras, en la Universidad de La Habana, especialista en Literatura Hispanoamericana, ha sido bibliotecaria, relacionista pública, especialista de marketing y profesora de Lengua española y Literatura en el área de la educación internacional. Su formación posgraduada incluye estancias y cursos en instituciones como la Universidad Antonio de Nebrija, en Madrid y el Centro de Examinación Internacional de Cambridge University, UK, y el Consejo Europeo de Escuelas Internacionales. Desde 2014 reside en los Estados Unidos. Su primer libro de poemas, Magras Estaciones. Poemas del amor y de la vida,tuvo una excelente acogida y sus versos han sido publicados en diferentes revistas literarias. Tiene en proceso un segundo poemario y una selección de cuentos.




OTRO POEMA


Hoy el poema es “de lugares comunes”

porque fui manantial con vestidos azules.

Porque fui primavera con organza y con seda

y porque al otoño no le importa mi queja.

Fui verano casual, con colores y manto

fui todas las cosas que modelan el canto.

Fui tierra con semillas, con olores a humo

con raíces profundas y verdores maduros.

Mis retoños existen con azules y seda

están llenos de flores y fuertes ramas nuevas.

Yo sigo aquí con ellos, sosteniendo sus troncos

dejando que el carbón trague mi grito ronco.

El otoño ha llegado antes de lo previsto

solo un tocón dejado como fé de que existo.

Como ese monumento de históricas callejas

que recuerda la historia, que recuerda las velas.

Es tan solo el otoño, pero no lo esperaba

y tiene su belleza, tiene sus blancas alas.

Ya no serán organzas, ya no serán las sedas

serán trozos de tierra, con una pena queda.


Y aquí sigo sentada, rodeada de clamores

y de voces internas que me colman de flores.

Y es que el otoño blanco contiene sus bellezas

y espera a que el invierno no cometa bajezas.





EMIGRANTE

(soneto alejandrino)



A Nuvia Inés Estévez


Emigrante es mi nombre bajo este cielo verde

emigrante el suspiro que ajusta los secretos

emigrantes mis hijos que reclaman sus retos

emigrante mi pena que nunca más se pierde

Alegría de la vida que también llega y muerde

regocijo de un mundo cargado de amuletos

mi patio tiene flores, tiene yerbas y abetos

y quizás entre versos alguna idea concuerde

Cada café un suspiro, cada paso un ladrillo

cada espacio es un hueco de una larga distancia

la canción un sollozo que trasluce el colmillo

Este sol que reluce descolgando zarcillos

las flores y los musgos alternan su fragancia

y recuerdos muy gratos repletan mi castillo.





SUEÑO DE FANTASMAS



Con un verso robado a Silvio


Cuando se despierta el sueño

“debiera bastar con inventar tus ojos”

y secar el desierto con el eco

de una voz desgarrada en el silencio.

Cuando se despierta el sueño

la mudez es amiga del relámpago

la mirada se escurre en una gruta

y la luna se disfraza de camelia.

Tus ojos nacen de un farol que cuelga

en el vientre de una nube joven

la nube llora porque faltan besos

que idealicen la música del aire.

La caverna delata a la mirada

la camelia la invita a pasar frío

el desierto se enfrenta con un beso

y el sueño duerme velado de fantasmas.

20 visualizaciones

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page